Iván Cobo y Jordi López, ‘stagiaires’ del Equipo Kern Pharma

Los ciclistas del Equipo Lizarte tendrán la oportunidad de medirse con los profesionales.

El Equipo Kern Pharma ofrecerá a dos jóvenes promesas del Equipo Lizarte la ocasión de debutar como profesionales este mes de agosto en calidad de ‘stagiaires’; esto es, ciclistas “a prueba”. El catalán Jordi Lópezvigente líder de la Copa de España y del Ránking RFEC sub23, participará en la Route de l’Occitanie; mientras que el cántabro Iván Cobo, ganador el año pasado de una etapa de la Vuelta a Segovia, será alineado en el Circuito de Getxo.

La formación de ciclistas y de personas es nuestra identidad y nuestra raíz”, explica Juanjo Oroz, máximo responsable deportivo del Equipo Kern Pharma y el Equipo Lizarte, ambos gestionados por la Asociación Deportiva Galibier. “Nos sentimos muy orgullosos de los talentos que crecen en nuestro seno. La figura de ‘stagiaire’ nos permite darles una experiencia más para crecer como corredores. Es una lástima que sólo podamos tener dos cada año, porque eso deja a muchos ciclistas sin la oportunidad que merecen”.

Para Jordi López (1998, Badalona) la noticia ha sido “emocionante”. “Para mí es un sueño competir en profesionales. De pequeño los veía como súper hombres y ahora voy a poder disfrutar de estar en su mismo pelotón”. El catalán ha pasado sus cuatro años como sub23 en el Equipo Lizarte y es definido por Juanjo Oroz como “una persona excelente y un compañero genial, capaz de luchar por el triunfo en cualquier carrera y siempre dispuesto a ponerse al servicio de los demás”. De perfil escalador y fondista, cuenta además con una interesante punta de velocidad. Para su debut en la Route de l’Occitanie, López se marca los siguientes objetivos: “Quiero aprender al máximo y aportar algo al equipo. No ir simplemente para estar, sino para demostrar que puedo ser un profesional de pleno derecho en el futuro”.

Iván Cobo (2000, Astillero) se incorporó al Equipo Lizarte este invierno proveniente del Equipo Gomur, en el cual ejercía de jefe de filas haciendo uso de una potencia que se expresaba particularmente cuesta arriba. “Y aun así, cuando ha llegado a nuestro club, se ha puesto el mono de trabajo cada vez que se lo hemos pedido”, asevera satisfecho Juanjo Oroz. “Sólo necesita tiempo para convertirse en un ciclista importante. Le damos esta oportunidad para transmitirle tranquilidad y confianza”. Para el cántabro, el puesto de ‘stagiaire’ significa “ilusión”. Para el Circuito de Getxo tiene bien claras sus prioridades: “Lo primero que quiero hacer es… ¡lo que me manden! En segundo lugar, rendir al máximo. Y, lo tercero, disfrutar de mi primera carrera como profesional”.
Anuncios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: