Raúl Rota pasa a profesionales

Después de cuatro años evolucionando en el seno del Equipo Lizarte, el barcelonés Raúl Rota conocerá el ciclismo profesional con los colores de la Fundación Manuela, proyecto deportivo con sede en Granada que la próxima temporada competirá en la categoría UCI Continental. Rota completa así la nómina de nuevos ciclistas profesionales formados por el Equipo Lizarte en la campaña 2021, que contaba ya con cuatro corredores que promocionaban al Equipo Kern PharmaIgor ArrietaIván CoboPau Miquel y Eugenio Sánchez.

Manolo Azcona y yo estamos muy satisfechos de que un año más salgan cinco profesionales del Equipo Lizarte, algo que habla muy bien del trabajo de Jon Armendariz y de todas las personas que están al pie del cañón”, asevera Juanjo Oroz, mánager general y director deportivo del Equipo Lizarte y el Equipo Kern Pharma. “Raúl Rota es un ciclista capaz de pasar la montaña y contar con opciones de victoria en llegadas reducidas. Tiene valía y margen de progresión en el campo profesional. Ha dejado un muy buen sabor de boca en nuestro equipo; estamos contentos con su progresión y creemos que todavía puede dar mucho más, por cuanto tiene cualidades para ser un rematador. Le deseamos mucha suerte y esperamos compartir pelotón con él en muchas carreras profesionales”.

Raúl Rota (1999, Sabadell) llegó al Equipo Lizarte en la temporada 2018, procedente del equipo Turismo Villanúa del Club Ciclista Barbastro en el cual también evolucionaron en su día corredores como Marc Soler, Sergio Samitier, Jaime Castrillo o Roger Adrià, y avalado por once victorias en su última campaña como juvenil. A lo largo de su periplo vestido de ‘rosa’ completó su perfil deportivo y adquirió virtudes de ciclistas de equipo, coleccionando asimismo 34 puestos entre los 10 primeros. Sus dos únicas victorias como sub23 las firmaría en su última campaña: una en su casa familiar, el 50è Trofeu Joan Escolà de Sabadell, y otra en la casa del club, en la navarra XCII Prueba Ciclista Alsasua.

En la siguiente entrevista, Raúl Rota repasa lo vivido en el Equipo Lizarte y sus expectativas respecto a su carrera profesional.

¿Cómo ha sido tu paso por el Equipo Lizarte?

Para mí, muy fructífero. Sólo puedo decir palabras buenas y evocar bonitos recuerdos. He podido aprender mucho, tanto de corredores como de técnicos: Juanjo [Oroz]Jon [Armendariz]Manolo [Azcona]… me han enseñado a trabajar para los demás, a currarme las cosas y a no dejar nunca de mejorar. Aquí he aprendido, en definitiva, a ser ciclista. Ha sido un placer compartir estos cuatro años con las personas del Equipo Lizarte; ojalá en un futuro volvamos a juntar nuestros caminos.

Cuando llegaste aquí te definías como “un ciclista rápido en llegadas llanas que se defiende subiendo”. ¿Dirías que esta definición sigue de actualidad?

Sí, creo que sí. El tema de las llegadas sigue siendo igual, aunque lo cierto es que he mejorado mucho subiendo. Es cierto que me ha costado bastante rematar en la categoría sub23. Ahora me doy cuenta, por ejemplo, de que si hubiera empezado esta última temporada con la misma forma física que tenía en septiembre hubiera firmado alguna victoria más. No obstante, también pienso que la diferencia entre ser 3º y 1º es muy pequeña y que he hecho muchos top10, lo que demuestra consistencia y regularidad. Estoy contento con mi paso por la categoría amateur, los números son una anécdota.

¿Cuáles han sido los mejores momentos que has vivido de ‘rosa’?

Del primer año recuerdo con cariño la última prueba de Copa de España, el Gran Premio MacarioAntonio Soto iba líder y logramos sentenciar la primera Copa de la historia del Equipo Lizarte. Del segundo, me quedo con la experiencia de correr por primera vez contra profesionales y fuera de España en el Tour de Bretagne. Del tercero, me vienen a la cabeza las dos clásicas de Zamora, mi regreso a la competición después del confinamiento. Y de este cuarto y último año, la victoria de Sabadell es inolvidable por ser la primera, por haber alzado los brazos a un kilómetro de mi casa y por el peso que me quité de encima… Pero la de Alsasua fue también muy especial.

A nivel personal, ¿qué amistades te llevas del Equipo Lizarte?

Todas. En el día a día uno no se da cuenta de lo bonito que es conocer gente, de la oportunidad que el ciclismo ofrece para relacionarse con personas muy diferentes y de muchos lugares distintos. Ahora que me toca despedirme, le doy mucha importancia a esas personas que me han rodeado. Me gustaría dar las gracias a todos los que han aportado su granito de arena en mi crecimiento y en mi paso por el Equipo Lizarte. Estoy seguro de que nos veremos en el futuro y les deseo lo mejor.

¿Qué esperas de ti mismo en profesionales?

Espero seguir progresando como ciclista; seguir dando pasos en mi camino. Me gustaría mejorar más en montaña y definirme como corredor. No sé qué tipo de ciclista voy a ser todavía: antes necesito evolucionar y disputar algunas carreras en profesionales. Me gustaría ser un clasicómano: disputar la victoria en carreras de un día, ser competitivo en recorridos repecheros y capaz de entrar en llegadas masivas. Y, si subiendo mejoro lo necesario, contribuir a mi equipo trabajando en la montaña; por ejemplo, rompiendo carreras a pie de puerto. Y, por encima de todo, en profesionales quiero disfrutar y dar lo mejor de mí mismo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: