Sepp Kuss: «Me gustaría liderar en Catalunya, Itzulia y La Vuelta»

El norteamericano empieza a pedir más responsabilidades en el equipo

Sepp kuss se ha consagrado este 2020 como uno de los mejores ciclistas del pelotón. Sus actuaciones en el Tour de Francia y en la Vuelta a España donde siempre estuvo con los mejores, le han llevado a poder soñar algún día dejar el rol de gregario y poder luchar por la general de alguna carrera. Algo que parece que ya tiene en mente tras ver cómo su cuerpo ha respondido en carreras de tres semanas como la Grande Boucle. «Fue toda una experiencia. Encima fue como parte de un gran equipo y peleando el título, nunca lo olvidaré. Cada corredor de Jumbo estuvo a un nivel altísimo, así que fue muy emocionante estar allí en las etapas de montaña. Nunca hubiera creído tener el nivel para eso», explicaba en una entrevista en Ciclismo Internacional.

Una experiencia que sin duda le ha servido para conocerse así mismo, ver dónde tiene que mejorar, donde puede potenciar más aún su talento, y conocer el estrés que se vive en carreras así. «Ahora que he hecho más carreras y sobre todo de tres semanas, sé qué esperar y eso me ayuda a estar concentrado y confiado. Además siento que me he ganado un lugar en el pelotón y puedo estar adelante en los momentos clave, pero no puedo estar muy relajado. Por lo que mis sensaciones indican, soy un hombre de segundos esfuerzos. Parece que lo hago mejor en la segunda parte de la temporada, una vez que tengo más entrenamientos y carreras en las piernas. Y eso no significa que no entrene en pretemporada pero siento que mi motivación y forma crecen a medida que pasan los meses», continuaba el norteamericano.

Ahora y tras dejarse la piel por su compañero Primoz Roglic, Sepp Kuss espera que desde el equipo le brinden la oportunidad de luchar al menos por carreras de una semana. «¡Eso espero! Me encantaría hacerlo en carreras como Volta Catalunya, Itzulia y La Vuelta, pero ya veremos cuáles son los planes para 2021. Además, quiero ver qué puedo hacer en carreras por etapas con más escalada. Eso no quita que esté comprometido a dar el 100% para el equipo en citas como el Tour, pero realmente espero tener mis opciones en otras carreras».

También ha querido hablar del Tour de Francia. Su equipo fue muy criticado por su forma de llevar la carrera, y finalmente lo acabaron pagando. Kuss ha querido dar su punto de vista y el del equipo de cuál fue la estrategia. «Corrimos como más nos convenía en el Tour. Sabíamos que la crono final iba a ser decisiva y corrimos para mantener las diferencias de cara a ese día, salvando energías al controlar los días previos a la etapa 20. A Primoz no le molesta si hay muchos ataques lejos de meta, pero si usamos nuestra fortaleza colectiva con el tren de montaña también se puede beneficiar de las bonificaciones. Admito que no es el modo más atractivo de correr, pero en el Tour el nivel es tan alto que eso solo frena a todos -o casi todos- los interesados en atacar. Más si hay uno o dos equipos muy fuertes».

«Fue muy raro. Estaba un poco conmocionado, pero intenté mantenerme positivo. Quizás fue más fácil para mí porque estaba en mi primer Tour y estaba feliz por lo realizado, corriendo con los mejores casi siempre. Fue complicado ver la decepción en directores y staff, que prepararon todo el año la carrera. Me sentí mal por Primoz, que quizás pensó que nos defraudó, pero aún así él hizo una buena crono. Lo de Pogacar fue excepcional. Cada uno de nosotros estuvo orgulloso de exprimirse por un líder como Primoz”

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: